candidatos

Ver categorías >

¿Cómo saber si debo renunciar a mi trabajo?

7 marzo, 2019 | Consejos para el desarrollo profesional

Existen varios motivos por los que puedes pensar en dejar tu trabajo, pero antes de hacerlo analiza bien tu situación y pregúntate si te es posible cambiar las circunstancias.

5 Señales de que debes renunciar

Sentirse fuera de foco en el mundo laboral es parte de los ciclos naturales de la vida. A veces es normal que por múltiples factores no se encuentre motivación alguna, y que lo mejor sea aceptar que los cambios son inevitables.

Los siguientes 5 indicadores son señales claras de debes considerar algún cambio en tu vida laboral.

1. Falta de pasión

Probablemente cuando iniciaste a trabajar en un lugar sentías emoción e incluso pasión por lo que hacías y, aunque esa no fuera la situación, tomar ese trabajo en particular parecía una buena idea, ya fuera por el sueldo, la ubicación o una oportunidad para avanzar. Sin embargo, puede llegar el momento en que los días sean aburridos e incluso te sientas desanimado por lo que haces.

Sherry Lansing, ex CEO de Paramount Pictures, en una entrevista comentó sobre cómo descubrió que ya no tenía pasión por su trabajo:

“Sabes que ya lo hiciste y sabes a ciencia cierta cómo seguir haciéndolo cada día, y eso te tranquiliza… pero cuando comienzas a repetirte, los éxitos no son tan reconfortantes ni los fracasos tan aleccionadores y comienzas a perder la pasión por lo que haces”. 

2. Falta de reconocimiento

La capacidad individual y el desempeño laboral se pueden ver deteriorados al encontrar una sobrecarga de tareas, una mala gestión de las mismas o insatisfacción de llevar a cabo una misma actividad, la cual se acrecienta ante la falta de reconocimiento.

Si piensas que estás sobre calificado para el trabajo, ves que no se abren nuevas puertas o promueven a personas menos calificadas, te recomendamos consultar si existe la posibilidad de crecimiento dentro de la misma empresa. Si la respuesta es negativa, entonces es momento de buscar otras oportunidades.

3. El trabajo aumenta, pero no las recompensas

Un salario que no cumpla con nuestras expectativas desde un inicio y no esté relacionado a nuestro nivel de productividad, o que incluso no aumente a lo largo del tiempo, es un elemento crucial para saber si es tiempo de cambiar de aires.

4. Mala relación con tu jefe

La relación directa con nuestros líderes es otro factor determinante para preguntarte si debes renunciar a tu trabajo. Un mando directo que abusa de su poder, que no reconoce los logros del equipo, que no ofrece retroalimentación, que evalúa solamente los aspectos negativos y que no inspira aliento ni confianza, se convierte en sí mismo en la razón principal para abandonar la empresa.

Si su actitud afecta tu productividad o tu felicidad en el trabajo, es momento de considerar otras opciones.

5. No te sientes integrado

Puede existir el caso de que tengas un buen trabajo en relación a tus actividades y tu salario, pero sientes que no encajas. Algunas veces no hay nada de malo con el trabajo, sino que la empresa, tus compañeros o tu jefe no concuerdan con tus valores o personalidad.

Esta es una situación difícil porque otro trabajo tal vez no sea tan diferente. Piensa qué pasaría si te acercaras a tu superior y trataras de encontrar una mejor forma de encajar. Si esa no es una opción, puede ser momento de evaluar otras oportunidades tomando como factor principal su cultura laboral.

3 preguntas antes de renunciar

En caso de que alguno de estos escenarios sea aplicable, entonces es momento de tomar la decisión y renunciar, sin embargo, debe ser una decisión bien pensada. Las siguientes 3 preguntas son fundamentales antes de tomar la decisión de presentar tu renuncia.

1. ¿Esto me hará más feliz?

Antes de dejar tu empleo para seguir un camino incierto, asegúrate de que sea lo que realmente quieres y no que sea una decisión sólo para escapar de tu trabajo. Si no puedes decir que serás feliz en otro lugar, ambiente o emprendiendo tu negocio, lo mejor es esperar a encontrar algo que realmente te haga feliz. 

2. ¿Cómo cubriré mis gastos?

Si la situación es impostergable, antes de presentar tu renuncia analiza tu situación financiera y haz un plan para no gastar tus ahorros en el tiempo en que estarás sin empleo buscando otras oportunidades.

3. ¿Es el momento correcto?

La vida laboral forma parte de la totalidad y de las responsabilidades de una persona, por lo que debes considerar cómo se vería afectada tu vida fuera del trabajo al tomar la decisión. Por ejemplo, si tu esposa está embarazada o estás a cargo de un pariente mayor, quizá no sea el mejor momento para dejar la seguridad de tu empleo.

Es importante que te atrevas y tomes riesgos, pero no puedes ignorar las responsabilidades. Debes ser honesto sobre tu situación y realista con tus compromisos para tomar una decisión informada.

>>Cuál es el mejor momento para renunciar<<

Te recomendamos que este enfoque lo adoptes también al buscar trabajo, ya sea de forma tradicional o a través de un portal de empleo, pues de esta manera asegurarás que tu próxima aventura laboral sea satisfactoria.

La subdirectora de selección de Adecco México, Diana Cruz, recomienda contar con una estrategia para buscar empleo y aprovechar al máximo las redes sociales.

En el portal de empleo de Adecco puedes encontrar vacantes en todo tipo de industria bajo las condiciones laborales que buscas, con la seguridad que tus derechos laborales serán respetados. Descúbrelo.

Sube tu CV y deja que te encuentre tu próximo trabajo

Subir curriculum >

Artículos relacionados

¿Quieres más artículos como estos?


Recibe nuevos artículos
directo a tu correo