Técnicas de comunicación no verbal para tu entrevista de trabajo

Está comprobado: en cualquier situación social bastan solo siete segundos para dar una buena impresión e investigaciones recientes apuntan que un entrevistador requiere de 6.4 minutos para saber si un candidato encaja o no con el perfil que buscan cubrir.

Esto significa que, a pesar de cualquier racionalización sobre el desempeño, trayectoria o skills sociales que pueda tener un postulante de empleo, somos presa del prejuicio de las primeras impresiones por el hecho de ser humanos.

Entonces ¿qué debemos considerar al momento de hablar de comunicación no verbal en una entrevista de trabajo? Salvador De Antuñano, director de recursos humanos de Adecco México, comparte los siguientes consejos para que todo candidato domine la situación con plena seguridad:

1. Gestos. Es importante expresar naturalidad y tranquilidad con el rostro que con las mismas palabras. Por tanto, no exageres ni te muestres arrogante. Sé amigable. Demuestra confianza y profesionalidad con una sonrisa que no sea demasiado tímida ni tampoco amenazante.

2. Saludo. Si es la primera vez que vemos a quien nos va entrevistar debemos dar la mano, el cual es una expresión de educación, profesionalismo y confianza. Ejecutar este movimiento es un arte que requiere equilibrar la fuerza de tu puño, a través de un pequeño apretón de manos.

3. Contacto visual. Las personas podrían percibirte como alguien nervioso, grosero o con miedo si evitas mirar a los ojos. Por ello, asegúrate mirar sin flaqueza ni temor a tu entrevistador al momento de conocerlo, durante y al finalizar la entrevista. Tampoco se trata de observar fija y sostenidamente porque podrías mostrar exageración e incomodidad.

4. Vestimenta. Debe ser acorde a la cultura laboral de la compañía y que demuestre profesionalismo, calidad e higiene, ya que es el reflejo externo de tu personalidad. Parecerá obvio, pero procura limpiar tus zapatos y tener en excelentes condiciones cualquier aditamento como lentes graduados (no de sol), joyas, pulseras o relojes; asimismo, cabe señalar que, si bien a todos nos gusta vestir de manera casual, para el caso de la entrevista vale más pecar de formal.

5. Postura. Después de presentarte, como modo de cortesía siéntate hasta el momento en que te inviten y no antes; al contrario, entrar directamente al lugar donde serás entrevistado y tomar asiento antes que tu entrevistador podría interpretarse como un movimiento descrotés y apresurado. Aquí es importante que no te encorves, y que las manos no estén por debajo de la mesa o que no sean visibles.

Conocer los alcances de la comunicación no verbal para tu entrevista de trabajo es fundamental para obtener el empleo que estás buscando. Lo que hemos presentado son consejos básicos relacionados a lo que en esta materia se conoce como cinésica, proxémica y prosódica.

Si quieres saber más, te recomendamos leer La comunicación no verbal del experto en comunicación interpersonal, Mark L. Knapp.

Categorías: Tips para Candidatos