Características de un perfil de alto desempeño

Algunos colaboradores en las organizaciones son más talentosos que otros. No tanto porque así lo hayan decidido, sino por su capacidad de formación continua, disciplina y fortaleza mental.

Según Harvard Business Review, los candidatos potenciales desarrollan tanto habilidades técnicas como conductas que les permiten destacar y, de este modo, están más que dispuestos a hacer sacrificios en sus vidas personales con el fin de avanzar.

Asimismo, cultivan la capacidad de buscar nuevas ideas, lo cual impacta en su nivel de cognición para absorberlas y traducir ese nuevo aprendizaje en acción productiva para sus clientes y sus organizaciones.

Esto les permite buscarse maneras de abrirse nuevos caminos y abandonar sus zonas de confort profesional para avanzar, lo cual, si bien podría significar un riesgo, también tiene como resultado la probabilidad de alcanzar el éxito y superar el reto.

Además, los perfiles de alto potencial trabajan en entregar resultados de calidad, al administrar con exigencia su tiempo y evaluar conscientemente los momentos en los que pueden fracasar o tener éxito.

En caso de estar interesado en desarrollar este tipo de habilidades, es importante tomar en cuenta que cada perfil es único, por lo que debes priorizar sobre aquellas competencias que son más útiles para tu puesto y carrera de vida.

Por ejemplo, pregúntate en primer lugar por qué deseas ser un perfil de alto rendimiento y con qué finalidad; en caso de estar seguro, deberás ser constante y definirte a través de un rígido desempeño y un comportamiento del que otros aprendan continuamente.

¿Qué tipo de características has puesto en marcha para alcanzar este estatus?

Categorías: Coaching Empresarial